Archivo del blog

¿A partir de qué edad se puede hacer una jornada de enoturismo con niños?

En realidad a cualquier edad. En la jornada de enoturismo hemos tenido niños pequeños de un año, que han venido en sillita de paseo o en mochila, e incluso bebés más pequeños. Eso es decisión de los padres. Lógicamente se enteran y divierten más cuando tienen al menos dos o tres años. A pesar de que la visita dura unas tres horas no les da tiempo de aburrirse: primero están triscando por el viñedo, viendo plantas, animalitos y ayudando a los papás; luego bajando al calado bajo tierra, con el cuento en la bodega y ayudando a embotellar.
Para los pequeños es toda una aventura.

¿Se come en la jornada de enoturismo?

No. Tras la actividad participativa en los viñedos y antes de ir a la bodega se toma un apertivo con productos riojanos: chorizo, paté, vino… No se trata de una comida sino de un pequeño tentempié.

¿Tenéis cheques regalo?

Sí. Consulta nuestra sección de bonos regalo si deseas regalar nuestras actividades.

¿Se puede vendimiar o pisar uva?

Sí, siempre que se venga en época de vendimia. No hay una fecha fija para la vendimia pues depende de la climatología. En La Rioja suele realizarse a finales de septiembre o principios de octubre. Durante todo el mes de octubre y aunque haya terminado la vendimia, también se puede racimar, que consiste en vendimiar los racimos pequeños que durante la vendimia no estaban maduros.

¿Pueden realizar la actividad los niños solos?

No. Las actividades están pensadas para realizarlas en familia. Además, los niños disfrutan más participando con sus padres.

¿Se realiza la actividad en caso de lluvia o mal tiempo?

La jornada de enoturismo consta de una parte al aire libre (en los viñedos) y otra a cubierto (en la bodega). En caso de lluvia comenzaríamos la visita por la bodega y si tras acabar esta persiste el mal tiempo, realizaríamos una actividad alternativa de viticultura en la propia bodega.

¿Cuál es la bodega que se visita?

En la jornada de enoturismo se visita la bodega familiar (de la familia de Marina). Se trata de una pequeña bodega tradicional de cosechero, situada en el barrio del Cristo de Fuenmayor, que está construida sobre un calado excavado en la roca que data del siglo XVI. No tiene nombre comercial ni se dedica a embotellar vino para la venta al público.

Sólo soy una persona, ¿puedo hacer la actividad?

Sí. Por lo general, requerimos un mínimo de personas para realizar las distintas actividades pero si eres una sola persona intentaremos unirte a algún grupo ya formado.

¿Admitís grupos de despedida de soltero?

Sí. Y tampoco nos importa si los novios vienen disfrazados. Todos los grupos de despedida de soltero que hemos tenido hasta la fecha han sido respetuosos y han participado con gran interés por el vino. De todos modos y para evitar posibles incomodidades de otros clientes solemos hacer grupos exclusivos para las despedidas de soltero.

¿Con qué antelación he de reservar una actividad?

Para asegurarse plaza es recomendable reservar con una o dos semanas de antelación. En ciertas fechas como Semana Santa, festivos nacionales y durante la época de vendimia (setiembre, octubre) recomendamos reservar con al menos un mes de antelación debido al aumento de la demanda. De todos modos también puedes llamar el día anterior y probar suerte.